Enseñanza Holística

DEJAR DE FUMAR A.E.

DEJAR DE FUMAR… INHALANDO ACEITES ESENCIALES

Ayuda tu INTENCIÓN con los Aceites Esenciales, herramientas terapéuticas.

Importante ver en primer lugar los consejos generales de uso. (ir)

Una vez que has dado el paso más importante, DECIDIRTE, sólo resta apoyarte en una estrategia que te ayude a conseguir TU OBJETIVO.

LA AROMATERAPIA será de mucha utilidad tanto para gestionar la dependencia del tabaco como para dar soporte anímico y aliviar el síndrome de abstinencia. Si estás llevando un tratamiento convencional, también te ayudará a potenciar su eficacia. Si estás embarazada, debes por precaución consultar los aceites más convenientes en tu estado.

Al fumar se inhalan muchísimos componentes, pero los mas importantes son el alquitrán, el monóxido de carbono y la nicotina. Por tanto, son TRES los factores a superar:

1) La acción adictiva de la NICOTINA. Existen distintos grados de dependencia y el no recibir nuestra dosis de DOPAMINA nos puede generar ansiedad, irritabilidad, insomnio, o dificultad de concentración. Los aceites esenciales te ayudarán. Si tu grado de dependencia es muy alto, la inhalación de aceites esenciales puede ayudar a  fumar menos, y así disminuir poco a poco los niveles de nicotina en sangre.

2) El devolver el OXÍGENO en sangre que usurpa el monóxido de carbono, el mismo gas mortal que se encuentra en los tubos de escape de los automóviles. 

3) Evitar el COLAPSO de tus Vías respiratorias  por efecto del alquitrán y otros componentes. 

Mediante la inhalación de estos aceites esenciales nos beneficiamos de sus propiedades mucolíticas y expectorantes que favorecen la limpieza de las vías respiratorias y facilitan la función respiratoria. Además existen aceites que tienen una potente actividad antiespasmódica, que será de gran ayuda para aliviar la TOS, frecuente en las personas que dejan de fumar.

¿ POR DÓNDE EMPIEZO ?

ACEITES ESENCIALES TERAPÉUTICOS , ALIADOS EXCEPCIONALES PARA DEJAR DE FUMAR

IMPORTANTE: Segmenta el día en tres partes: al despertarte, durante el día y a tu regreso a casa.

*Al despertarte: activadores matinales. Elige  A.E. limón . Activa, vigoriza y motiva. Si además tomas en ayunas una gota de A.E. de limón en un vaso de agua, limpiarás tu organismo.

* Durante el día:

a) Cuando aparece el deseo de fumar.

La estrategia del USO DE LOS ACEITES ESENCIALES para conseguirlo, se basa en la estimulación indirecta, vía inhalatoria, de una zona del cerebro específica, los ganglios basales, donde se encuentran  localizadas las neuronas que liberan DOPAMINA.

La inhalación  de Aceites esenciales de canela de Ceilán, jengibre y pimienta negra provoca la salivación y hacen desagradable el sabor del tabaco, contribuyendo a disminuir el deseo. Inspira, huele largo y profundo 3 veces seguidas cada vez que sientas ganas de fumar.

Por otro lado, puedes elegir entre  thievesclavo, o jengibre. Éstos también modulan el deseo.

– Diversos estudios se decantan por la pimienta negra por sus buenos resultados –

b) Acción mucolítica. Elige  Aceites esenciales como el eucalipto radiata, regaliz o menta piperita para ayudarte con las secreciones.

c) Tos. Como antitusivos, son  buenos aliados  el A.E. de anís y también el A.E. de eucaliptus radiata, muy eficaz para tos persistente.

d) Para paliar los efectos del síndrome de abstinencia. Por ejemplo, los cítricos son especialmente interesantes por su acción ansiolítica. Se puede utilizar aceite esencial de mandarina y/o de naranja.

*Al Regresar a casa: propiedades calmantes como soporte anímico. Mirra, incienso, paz y calma, lavanda, harmony, manzanilla romana o cedro. Relajantes, edificantes, mejorando la actitud y favoreciendo  la introspección y el relax.

 

Una vez se deja de fumar, el organismo se va liberando de todos estos químicos, lo que permite que la salud regrese al organismo.


Como refuerzo, algunos consejos :

  1.  Las posibilidades de abandonar el tabaco se triplican si te acompaña alguien profesional.
  2. Aconsejable el avisar a las personas que convivan contigo de tu objetivo para estar alerta de las alteraciones físicas y psicológicas que puedan surgir en tu proceso.
  3. Limpiar las zonas que huelan a tabaco.
  4. Cambia tus rutinas y hábitos asociados a tu consumo de tabaco. Evita asociaciones ( por ejemplo, café-tabaco, cerveza-tabaco,…cambiando por una infusión/un refresco/…)
  5. Retira todo aquello relacionado con el tabaco tipo cenicero, mechero,…
  6. Lleva tus frasquitos de aceite para inhalar o discos de algodón o  pequeños tissues para impregnar. Haz una copa con tus manos y huele profundamente 3 veces seguidas.
  7. Conviene desintoxicar y limpiar el colon y el hígado con suplementos alimenticios.
  8. Muy Conveniente el usar cómodamente Difusores fríos  en la habitación o  en tu coche u ordenador tipo USB. Busca que sean de máxima calidad, para que sus plásticos  no se dañen con los cítricos y puedas inhalar petroquímicos. Recomendables sin duda los plásticos quirúrgicos.

(volver a SoluZiones diferentes )

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies